Publicado en Opinión

La fe del carbonero: sobre Unamuno, esta vida y la otra.

image

Decía Unamuno que no es lo mismo no creer que haya Dios que creer que no lo hay. Lo primero, el no creer en Dios, importa una posición escéptica, es decir: inquisitiva o investigativa, racional, mientras que lo segundo, creer en el no Dios, importa una posición dogmática o decretiva. Creer que no hay Dios es una fe tan irracional como toda fe.

Toda esta sofística viene a que hoy he ido a un sepelio de una persona cuya vida ha estado unida a la iglesia y la de su familia, y, se supone, que a pesar de la tristeza de la përdida, tenían que celebrar la llegada a la otra vida.

Yo que he sufrido más pérdidas de las que soy capaz de superar: a mi madre con seis años, a mi padre con veintialgo, a mi sobrina jovencísima y un largo etcétera hasta llegar a mis dos hermanas en los cuatro últimos años; en todas ellas he querido encontrar el consuelo del tan ansiado reencuentro en la otra vida y nunca lo he hallado.

Es en esos momentos de pérdida y sufrimiento cuando más envidio a los creyentes convencidos, que ven esa separación momentánea y esperan la vida eterna en compañía de todos sus seres queridos.

A mí, que tengo más famiia arriba que abajo, me encantaría tener  una gran fe. Lo mío son tímidos escarceos, buscando un sentido a todo esto.

Siempre me acerco a la Iglesia con respeto, a veces con más que algunos que se dicen dentro de ella, pero como dice el dicho “casamiento y mortaja del cielo bajan” y yo no he sido bendecida  con la virtud de la Fe.

Cuentan que una vez el diablo se disfrazó de universitario y se puso a conversar con un carbonero español. Al preguntarle el diablo el contenido de su fe, el carbonero le respondió: «Yo creo todo lo que cree la Iglesia.» El tentador insistió: «¿Y qué es lo que cree la Iglesia?» Ante esto el buen cristiano, ni tonto ni perezoso, le contestó: «Ella cree todo lo que creo yo.» Con esa respuesta, comenta el filósofo Gonzalo Soto Posada, el carbonero dejó al diablo «con las patas lavadas». De allí el refrán que dice: «Busco la fe del carbonero.»

En eso ando yo…

 

Si os gustó no os olvidéis de darle al Me gusta, suscribíos en el blog ( si aún no lo estáis) y compartidme en Facebook e Instagram. Seguid mis vídeos en Youtube Lamaestraliendre Canal.

Gracias a tod@s💚💛❤️

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s